Donald Trump presidirá Estados Unidos tras derrotar a Hillary Clinton en las urnas

trump

Donald Trump sucederá a Barack Obama en la Presidencia de Estados Unidos. El candidato del Partido Republicano se impuso en las elecciones de este martes sobre la candidata demócrata, Hillary Clinton.

El resultado favorable al magnate de los bienes raíces contrarió a la mayoría de los pronósticos previos, que le daban un margen a favor a la candidata oficialista.

El magnate neoyorquino ganó con un incendiario discurso antiinmigración, de proteccionismo nacionalista en lo económico y contra lo que llamó las elites de la clase política en Washington DC.

Trump, en un discurso marcado por el tono conciliador, confirmó que la propia Clinton lo había llamado para felicitarlo y para reconocer su derrota. La campaña de la ex secretaria de Estado confirmó que no saldrá a hablar.

“Es tiempo para cicatrizar las heridas de la división”, dijo Trump. “Le prometo a todos los ciudadanos de este país que seré el presidente de todos los estadounidenses, y eso es muy importante para mí”.

La victoria del magnate neoyorquino se empezó a perfilar muy pronto. Uno a uno, fueron cayendo de su lado prácticamente todos los estados clave.

Los primeros en proyectarse a favor del republicano fueron Ohio y Virgina, y poco más tarde se confirmó que ganó también en Carolina del Norte.

Tardó bastante, pero también Florida horas después le dio sus 29 votos en el Colegio Electoral. En ese momento, las cosas ya se le ponían muy cuesta arriba a Clinton, aunque no era imposible

En el sistema estadounidense la elección es indirecta: los votos de los ciudadanos definen la conformación de un Colegio Electoral, que en definitiva elige al mandatario. Cada estado tiene sus propias reglas para elegir a sus representantes en el órgano decisivo. No gana el candidato del partido que suma más votos en las urnas, sino el que consigue más congresales.

El Colegio Electoral reúne a 538 congresales, con lo cual cualquier candidato que reúna un piso de 27o votos en ese cuerpo será consagrado presidente. Trump consiguió un número de electores holgadamente superior al mínimo necesario para ganar la Presidencia.