Periodista mendocino en Bolivia

En memoria de Sebastián Moro: “Ganó la democracia por la que diste hasta el último suspiro”

Share

Familiares y amigos de Sebastián Moro, el periodista mendocino que murió en circunstancias que aún se investigan mientras se desarrollaba un golpe de estado contra Evo Morales, celebraron las elecciones en ese país y recordaron su figura.

“Sebastián, hijo-hermano, ganó la democracia por la que diste hasta el último suspiro. Seguimos por Memoria y Justicia con más fuerza. La verdad ya se sabe. No hubo fraude, fue Golpe”, señalaron horas después del contundente triunfo del candidato del MAS en los comicios celebrados a poco de cumplirse un año del derrocamiento de Morales.

Este domingo en la votación en la Nave Cultural la memoria de Sebastián también fue reivindicada por residentes bolivianos que acudieron a votar y pidieron justicia.

Fue la Organización de los Estados Americanos (OEA). Ni olvido ni perdón.

Posted by Sebastián Moro Fue El Golpe on Monday, October 19, 2020

“La situación en Bolivia evolucionó rápidamente de un acuartelamiento policial en Cochabamba, el viernes, a una suerte de marcha sobre la capital el sábado, con la oposición llamando a la renuncia del presidente Evo Morales. El ejército se pronunció prescindente y pidió una solución política, mientras que finalmente los pobladores del Alto, en La Paz, tomaron las calles, se pronunciaron por Evo y avisaron que van a bloquear la llegada de policías rebeldes y de opositores”.

Así arranca la última nota que Sebastián Moro despachó como corresponsal al diario Página 12, en la cual anticipaba el golpe contra Morales. Seis días después murió.

Sebastián Moro fue encontrado en estado de semiinconciencia en su departamento por un allegado a la familia, después de que ésta intentara contactarse con él sin éxito. Fue internado en una clínica y a sus familiares les informaron que el diagnóstico era “ACV isquémico”.

Archivo Explícito: Sebastián Moro

Sin embargo, cuando sus familiares pudieron viajar a Bolivia y llegar al hospital constataron heridas que no se condecían con ese diagnóstico, y más bien eran concordantes con golpes. La muerte de Sebastián ocurrió en medio de una feroz persecución y cacería de los opositores de Morales hacia quienes trabajaban en medios afines a su gobierno.

“Se debe abrir el debate de qué queremos los periodistas que trabajamos de manera popular y comprometida como dice Sebastián Moro. No queremos más periodistas muertos por investigar y decir la verdad, no queremos más periodistas presos, ni exiliados, ni hambreados por la precarización. El Estado debe responder por esta parte del periodismo que por fuera de lo comercial se lo juega todo. Estas elecciones evidenciaron que mi hermano fue una víctima del golpe de estado no sólo desde lo simbólico sino desde lo material, fue uno de los periodistas perseguidos”, lo recordó en FM Ágora una de sus hermanas, también periodista, Penélope Moro.

Share