La plata de los jubilados

En la retirada, Macri dio otro zarpazo al Fondo de Garantías de Sustentabilidad del Anses

Share

El FGS del Anses le sirvió a Macri para financiarse a falta de “inversores”.

Mauricio Macri tomó 5 mil millones de pesos y más de 384 millones de dólares del Fondo de Garantía de Sustentabilidad (FGS) para financiar el ocaso de su gestión. A ocho días de dejar el poder, el gobierno publicó una nueva toma de fondos del Anses para tapar agujeros de corto plazo.

La deuda se suma a la ya abultada que compone la herencia que dejará el macrismo al próximo presidente, Alberto Fernández.

“Las autoridades del Fondo de Garantía de Sustentabilidad (FGS) han informado la disponibilidad de excedentes transitorios de liquidez por lo que procederán a suscribir Letras del Tesoro precancelables en pesos y en dólares estadounidenses, ambas a ciento ochenta días de plazo”, justificó el gobierno en la publicación del Boletín Oficial fechada este lunes.

Las Letras en pesos vencen el 27 de mayo de 2020, por un monto de hasta 5 mil millones y amortización íntegra al vencimiento. Devengarán intereses a la tasa Badlar para bancos públicos más 500 puntos básicos.

La emisión de Letras en dólares es por hasta 384.498.215 millones. El vencimiento es en la misma fecha que la deuda contraída en pesos. La amortización será íntegra al vencimiento y la tasa de interés, cupón cero a descuento; la forma de colocación es por suscripción directa en uno o varios tramos. Ambas Letras serán intransferibles y no tendrán cotización en los mercados de valores locales e internacionales, acotó la comunicación oficial.

El portal Bae Negocios recordó los últimos manotazos del gobierno a cajas públicas para financiarse:

  • El 5 de noviembre, hace menos de un mes, el Gobierno emitió de Letes por 4 mil millones de pesos y más de 120 millones de dólares, que serán suscriptas de manera directa por el FGS y vencerán en abril.
  • Dos semanas antes, ya había tomado grandes sumas de Anses y del Banco Nación para pagar deuda pública.
  • En septiembre, por decreto la Casa Rosada dispuso que hasta el 30 de abril de 2020, las jurisdicciones y entidades del Estado Nacional, así como la totalidad de las empresas, entes y fondos fiduciarios, más los fondos y/o patrimonios de afectación específica administrados por cualquiera de los organismos, sólo podrán invertir sus excedentes transitorios de liquidez. Esa inversión debe realizarse mediante la suscripción de Letras precancelables emitidas a un plazo que no exceda los 180 días por el Tesoro Nacional, como sucede con las que suscribió la Anses.

Boletín oficial

Share