Avance prominero

Hierro Indio: el debate legislativo confirmó que se viene otro intento de reformar la Ley 7722

Share

Los dos senadores del PJ que motorizan, junto al oficialismo, las modificaciones a la Ley 7722, Juan Agulles y Alejandro Abraham, insistieron este martes, durante el tratamiento del proyecto de exploración de la mina Hierro Indio, en el impulso a la “ampliación de la matriz productiva” con la reforma de la Ley 7722, a la que el malargüino tildó de “discriminadora” e “inconstitucional”.

Durante la discusión de este martes –en la que se convirtió en ley el proyecto de exploración de la mina– sobrevoló en las distintas intervenciones el espíritu de lo que el lobby prominero está esperando: la reforma de la Ley 7722, que los ambientalistas y el sector agrícola llama “guardiana del agua”.

Agulles adelantó que pedirá que se vuelvan a tratar las reformas a esa norma, que impide el uso del cianuro y otras sustancias contaminantes en la minería, y que no ha podido ser cambiada debido a la resistencia social que esto supone.

Historia de la defensa de la Ley 7722

“Esto es una ley discriminatoria porque sólo prohíbe esas sustancias para la minería, pero no en otras actividades”, señaló Agulles en su extenso parlamento en el Senado.

“La oposición de aquel momento, por rencores, por egoísmos, mandaron al archivo este proyecto. No pudimos llevar una buena noticia a Malargüe. Lo que dijeron en 2014 los que eran en ese entonces legisladores es una postura opuesta a lo que han expresado en las comisiones sobre los proyectos de los parques mineros controlados y de la modificación de la Ley 7722”, agregó.

Siguió el malargüino: “Nosotros hicimos un fuerte hincapié en la autonomía de los municipios, que cada municipio decidiera cómo iba a ser su desarrollo. Respetando a Alvear y al Valle de Uco, que no quieren minería. También creemos en la autodeterminación de los pueblos. El departamento que más potencial minero tiene en la provincia es Malargüe, y su realidad territorial es distinta al resto de la provincia. Somos más de Patagonia que de Cuyo, no tenemos viñedos, no tenemos bodegas.

“La 7722 es una ley discriminatoria, porque prohíbe sustancias químicas solamente para la actividad minera, pero las mismas sustancias se usan para otras actividades. Es una ley anticonstitucional, a pesar de que la Corte la haya declarado constitucional. Es una ley que hace que el Poder Legislativo se entrometa en el poder Ejecutivo. Le dice a la Legislatura de Mendoza que tiene que ratificar por ley los proyectos mineros que nosotros aprobemos”, remarcó Agulles.

“Porqué tenemos que nosotros aprobar un proyecto productivo? Imagínense aprobando un proyecto vitivinícola, que le demos la factivbilidad de hacerlo o no según el lugar, la factibilidad para que cosechen, para que poden. Todas las actividades que se le controlan a la minería a los otros no se las controla nadie, porque somos una provincia vitivinícola”, agregó.

Agulles considera que ahora “es el momento, hay mayor consenso social. Los mismos empresarios que estaban en contra de la minería ahora se dan cuenta que hay que hacerla para generar trabajo. Este proyecto de Hierro Indio es el mismo de 2014, hemos perdido cinco años de la posibilidad de generar puestos de trabajo, de sustituir importaciones. Es hora de que empecemos a tratar estos temas. No le tengo miedo a la modificación de la 7722, es una ley que nos impide desarrollarnos plenamente”.

Abraham: “Mostramos coherencia”

“Como dijo Agulles -completó Abraham- esto nos va a dar la llave para la sustitución de importaciones y ampliar la matriz productiva. es chiquito, mañana no va a haber miles de puestos de trabajo pero es el comienzo del cambio de la matriz productiva”.

“Para nuestro bloque esto es una oportunidad de crecimiento. Más en un país que ha sufrido un endeudamiento grosero, injustificado. En un momento se concentró el poder en los ricos eliminando retenciones, justamente a la minería, sacándole retenciones al campo. El país va a necesitar desarrollo prominero”, señaló Abraham.

“La Legislatura debe tener control posterior, no anterior, porque las voluntades son comprables. Eso deberá discutirse luego cuando tratemos la reforma de la Ley 7722”, indicó Abraham.

Remató: “Nosotros mostramos coherencia. Decía el general Perón que la riqueza enterrada no es riqueza. En nuestras montañas tenemos enterrados recursos que equivalen dos veces a la deuda externa”.

Share