Elecciones 2019

Otro ataque al kirchnerismo en plena campaña: ahora incendiaron un local en Luján

Share

Una sede de Unidad Ciudadana fue incendiada durante la madrugada de este martes en el barrio Urquiza, de  Luján, que gobierna el presidente del PRO en Mendoza, Omar de Marchi. El demócrata no se expresó aún sobre lo ocurrido, y siguió con su campaña proselitista en las redes. Tampoco el gobernador Alfredo Cornejo emitió palabra al respecto.

El ataque ocurrió durante la madrugada y mereció el repudio de todo el arco político opositor. El lugar funcionaba como espacio de encuentro para reuniones políticas, talleres y había un ropero comunitario, con lo cual muchas de las donaciones recibidas -que iban a ser destinadas a paliar la situación de personas en situación de calle- quedaron destruidas. No se registró robo de ninguno de los elementos.

La concejala lujanina Paloma Scalco repudió el ataque: “Es un hecho que nos llama muchísimo la atención, esperemos que se esclarezca rápidamente. Estamos dolidos porque este es un espacio que funcionaba para la comunidad y con las cosas que están pasando en este país y en esta provincia en los últimos tiempos por supuesto que nos pone en alerta y nos genera muchas dudas”, dijo entrevistada por C5N.

“Cuando llegamos salía muchísimo humo -detalló-. Estaban los bomberos y Defensa Civil de Luján de Cuyp, a los cuales les agradecemos muchísimo. Cuando logramos entrar pensamos que podría haber sido una falla, pero ha sido intencional. Arrancaron una reja de una ventana que usaron de escalera y prendieron fuego el lugar donde teníamos la ropa para las donaciones”.

Scalco dijo que en el local no hay cámaras de seguridad, pero sí las hay en esquinas cercanas al local. “Esperamos que esas imágenes sirvan para esclarecer”, cerró.

Se trata del segundo ataque del que es blanco el Frente de Todos en plena campaña. El primero fue contra Gabriela Malinar,  candidata a concejal de Godoy Cruz, tierra de Cambiemos, con Tadeo García Salazar a la cabeza. En esa oportunidad, el registro de las imágenes no dejó dudas sobre el agresor, un municipal militante de la UCR, Rodrigo Aznarez, de quien el Gobierno salió a despegarse rápidamente.

Share