Inoculación contra la COVID-19

Piden a Suarez y a Nadal que vacunen a quienes están al frente de merenderos y a promotores de salud barriales

Share
Tiempo estimado de lectura: 2 minutos

Trabajadores de la economía popular pidieron a Rodolfo Suarez y la ministra de Salud, Ana María Nadal, que vacunen a unas 6.000 personas que están al frente de merenderos y a los promotores de la salud barriales.

Se trata en su mayoría de trabajadoras que prestan servicio en los más de 700 comedores y merenderos comunitarios, pero también de promotores de salud comunitaria y de acceso a derechos de género, precisó la Unión de Trabajadores y Trabajadoras de la Economía Popular (UTEP) de Mendoza.

Después de un inicio lento que posicionó a Mendoza entre las provincias con peor índice de vacunación junto con Formosa, el gobierno de Suarez buscó acelerar la inoculación para empardar el ritmo constante de llegada de dosis en los aviones de Aerolíneas. En las últimas semanas amplió los sectores de vacunación y abrió los vacunatorios los fines de semana.

En ese contexto, la UTEP pidió que se incorpore entre la población a vacunar a quienes están al frente de merenderos o realizan actividades en los barrios acompañando a los desposeídos. 

“Desde la UTEP hace tiempo que sostenemos la necesidad de la incorporación al cronograma de vacunación de las trabajadoras sociocomunitarios en conjunto con el reconocimiento del trabajo estratégico que realizan, poniendo en riesgo sus vidas y sosteniendo la de muchas familias en Mendoza que cuentan con estos dispositivos como único recurso para obtener una ración diaria de alimentos”, señaló la organización.

“Estas trabajadoras se organizaron todos los días para llevar adelante ollas comunitarias, estirar raciones y alimentar a cientos de vecinos y vecinas que se irían a dormir con hambre si no estuviera este enorme de trabajo comunitario”.

El agravamiento de la pandemia por Covid-19 en Mendoza desde marzo y el contagio de muchas trabajadoras genera el cierre de comedores y la suspensión de las tareas esenciales que realizan, por ello, es imprescindible la vacunación y visibilizar de un trabajo esencial para los sectores que peor la están pasando, recalcó UTEP.

Para visibilizar esta situación los trabajadores llevaron adelante una jornada de protesta en distintos municipios en los cuales pidieron:

• 3000 vacunas para el personal estratégico de merenderos y comedores de Mendoza.
• 3000 vacunas para promotores de salud comunitaria y de género.
• Reunión con la ministra Nadal para que pueda garantizar la vacunación de trabajadoras esenciales.

Miembros de la CCC Guaymallén pidieron vacunas para trabajadores barriales frente a la Municipalidad.

Integran la UTEP: Corriente Clasista y Combativa, Nuestramérica Movimiento Popular, Movimiento Evita, Somos BDP, Frente Social Peronista, Unión de Trabajadores Rurales Sin Tierra, La Poderosa, Asociación Pequeños Productores (ApePro), Corriente Pueblo Unido, Movimiento de los Trabajadores Excluidos, Organización Libre del Pueblo, Movimiento Octubres, Frente Popular Darío Santillán.

Share